¿POR QUÉ MI PC SE CONGELA? Aquí te proponemos soluciones a este molesto problema

¿POR QUÉ MI PC SE CONGELA? Aquí te proponemos soluciones a este molesto problema

Hay numerosas razones por las cuales tu computadora puede estarse congelando con cierta regularidad, y no, no nos referimos a un asunto de bajas temperaturas… El número de razones por las que ocure un "freezing" o congelamiento puede ser inmenso, pero existen problemas comunes que casi siempre son la causa, los cuales cubriremos en este artículo. Si tu computadora sufre de congelamientos con frecuencia regular o de manera aleatoria y quieres saber cuáles son las causas y sus soluciones, sigue leyendo esto.



1. Software malicioso



La primera posibilidad, y probablemente la más común, es que sea un virus. Los virus pueden hacer cualquier tipo de cosas a una computadora, y mientras están robando tus datos o arruinando tus archivos y aplicaciones, también están consumiendo preciosos recursos que podrían ser utilizados para otras tareas importantes. Mientras se ejecutan en segundo plano sin que te des cuenta, los virus pueden succionar toda la potencia de tu procesador o topar la memoria RAM causando inestabilidad en tu sistema.


Síntomas de que tu computadora tiene virus:


-Pop-up ads



Ventanas emergentes con mensajes llamativos como el típico “¡Esta no es una broma, eres el visitante número 10,000 de este día!, haz click aquí para reclamar tu premio”. También suelen ser de promociones de productos o de contenido pornográfico. Si esto ocurre frecuentemente y no tienes abierto ningún navegador, entonces es garantía casi segura de que tu pc está infectada.


-Email y cuentas de redes sociales secuestradas
Ocurre cuando has estado mandando spam o mensajes cargados de malware a tus contactos sin tu consentimiento, una señal obvia de que han secuestrado tus cuentas personales.


-Funciones esenciales del sistema inservibles
Si no puedes tener acceso al administrador de tareas o a la función de restaurar sistema, es probable que tu computadora tenga un virus que no quiere ser encontrado.


-Consumo excesivo de procesador o memoria RAM en modo “IDLE”
Utilización de más del 70% del procesador o memoria RAM mientras se está en el escritorio y no se ejecuta ninguna aplicación de primer plano. Algo debe de estar consumiendo todos esos recursos y muy probablemente es uno o varios programas maliciosos ejecutándose en segundo plano.


Solución:
Si crees que el problema lo puede estar causando un virus, lo primero que debes de hacer es descargar un software anti-virus para encontrarlo y removerlo. Es importante que después procedas a la reparación del sistema operativo pues en muchos casos los virus pueden dañar el registro o archivos vitales del sistema, para esto tienes que arrancar desde la USB booteable o el DVD que utilizaste para instalar tu sistema operativo y seleccionar la opción de reparar en vez de instalar (aplica para Windows solamente).

Luego de esto tu computadora debería de funcionar de manera mucho más fluida y sin congelarse.



2. Hardware



El problema también podrían deberse a hardware defectuoso o mal utilizado. Las averías en el hardware confunden a la computadora haciendo que no ejecute las tareas de manera correcta y que no sepa cómo continuar. La acción más fácil para un sistema operativo cuando pasa esto es congelarse para prevenir la pérdida de información u otros daños a la computadora.

Es de vital importancia señalar que existen 2 CREENCIAS ERRÓNEAS sobre las causas de los congelamientos que tienen que ver con hardware, a continuación las señalamos:


- Por sobrecalentamiento del CPU:



Todas las placas base están programadas para apagar al sistema si las temperaturas en el procesador exceden el nivel máximo permisible. Si se desactiva este mecanismo protector y el procesador se sobrecalienta, éste se quemará y ya no podrá mandar instrucciones a la tarjeta gráfica o GPU para brindar señal de video. En ningún caso ocurrirá un congelamiento.


- Por una fuente de poder que no da abasto:



Al igual que con el sobrecalentamiento del CPU, las fuentes de poder se apagan automáticamente cuando el sistema exige más potencia de la que éstas pueden suministrar. Una fuente de poder no puede causar congelamiento ya que no está relacionada directamente con el funcionamiento lógico de los demás componentes de una computadora.

Ahora vamos con las posibles variables que podrían estar causando el congelamiento:


Memoria RAM



Aunque no parezca cierto, las memorias RAM son uno de los componentes que más dolor de cabeza causan, y a pesar de que su función es bastante básica, es también una de las más importantes por lo que cualquier problema con un módulo (stick) de memoria es una receta para el desastre.


Solución:
Descubrir que la causa sea por algún módulo defectuoso lleva mucho trabajo. Si los congelamientos son aleatorios es muy difícil replicar el problema en otra computadora con el módulo “sospechoso” ya que puede ser que al instalarlo en la nueva pc funcione perfectamente hasta por varios días. Existen herramientas que nos pueden servir para analizar el estado de nuestras memorias RAM, el más recomendado es MemTest86, que sirve para diagnosticar memorias defectuosas (o identificarlas como la causa de inestabilidad en el equipo). Es importante que también ocupes programas para benchmarking como el memory stresstest de AIDA64 y también la Intel Xtreme Tuning Utility. Estos programas llevan al límite a los componentes que se ponen a prueba, haciendo relucir la más mínima inestabilidad. Si logras encontrar el stick defectuoso no existe más remedio que reemplazarlo.


Perfil X.M.P, posible sospechoso



Todas las memorias RAM vienen con una velocidad y latencia certificadas por el estándar de la JEDEC (Joint Electron Device Engineering Council), los cuales son los siguientes:

-DDR2: CAS 5-5-5-15
-DDR3: CAS 7-7-7-20 para DDR3-1066 y CAS 9-9-9-24 para DDR3-1333
-DDR4: CAS 15-15-15-35 para DDR4-2133

Estos estándares garantizan que cualquier memoria DDR2, DDR3 y DDR4 funcionarán a las velocidades y latencias especificados por la JEDEC. Cualquier otra velocidad y latencias son considerados overclock, es ahí donde entra el perfil X.M.P.

El perfil X.M.P es una configuración que permite al módulo de memoria RAM funcionar a las velocidades y latencias especificadas por el fabricante, aunque sean superiores al estándar de la JEDEC. Al activar el perfil X.M.P. la BIOS hace un overclock automático a las memorias RAM, modificando valores como el reloj base del procesador (BCLK), los timings y voltajes. Como todo overclock, esto puede causar inestabilidad en el sistema, ya que algunos procesadores no son capaces de soportar altas frecuencias de memoria RAM, haciendo que esta sea la fuente de nuestros congelamientos.


Solución:

Si tu pc experimenta congelamientos y tienes activado el perfil X.M.P, te recomendamos desactivarlo y ver si aun así siguen ocurriendo los problemas. Si a pesar de lo anterior quieres hacer que funcione correctamente el perfil X.M.P es necesario aumentar los voltajes VCCIO y VCCSA con el fin de que el controlador integrado de memoria (IMC) en el CPU tenga suficiente “jugo” para trabajar de manera estable con altas frecuencias de memoria RAM, aunque al aumentar voltajes más de lo debido podemos sobrecalentar, degradar la vida de los componentes o simplemente chamuscarlos.


Unidad de almacenamiento



Es bien sabido que un disco duro con sectores dañados es razón de innumerables problemas, incluso si no es el disco donde se encuentra instalado el sistema operativo. En los casos más favorables solamente se congelan los programas que sirven para abrir, copiar o guardar archivos como Windows Explorer, pero en varias situaciones puede causar congelamientos totales y hasta pantallazos azules.

Si el disco que ha dejado de funcionar está conectado a un puerto SATA, esto puede propagarse a todo el sistema de almacenamiento, no solamente al disco que está teniendo problemas. Ciertamente tiene el potencial de propagarse a todo el controlador ya que la mayoría de sistemas tiene un único controlador para discos (el que está integrado en la motherboard).

Un disco duro tratará de leer un sector dañado hasta que alcance su umbral de tiempo límite o hasta que una señal de aborto sea enviada por el host. Desde que el bus SATA puede estar atado a la espera de la finalización de la lectura, no es posible para el sistema operativo mandar una señal de aborto a nivel de comando de almacenamiento.


Solución:
Puedes utilizar herramientas como HDTune y HDDScan para verificar que tu disco duro tiene sectores dañados. Al saber que tienes un componente defectuoso la mejor recomendación es reemplazarlo por uno que funcione correctamente, en el caso de los discos duros no es tan fácil pues éstos pueden contener información valiosa que no nos podemos dar el lujo de perder. Para salvar dicha información recomendamos colocar el disco duro en un enclosure o docking station USB, así ya no estás conectando directamente el disco dañado al controlador SATA, además que añadir una capa extra de hardware “sacrificable” entre tu motherboard y el disco dañado es siempre una buena idea.



3. Drivers y errores de software



El software de terceros es una de las causas más comunes de congelamientos del sistema. Las funciones de algunas aplicaciones pueden intentar ejecutar acciones o tener acceso a recursos que el sistema operativo no puede entender, causando que se cuelgue o congele. Los drivers por otro lado, son software que permite a los dispositivos comunicarse con otros dispositivos y el sistema operativo. Los drivers están siendo constantemente utilizados por el sistema, estando expuestos a un gran riesgo de falla. 


Solución:
La mejor manera de solucionar estos problemas es actualizar todo software de terceros y drivers a su versión más reciente (tan pronto como salga una nueva versión). Descargando y actualizando constantemente se previenen muchos errores ya que cada revisión de un software contiene correcciones a problemas de las revisiones anteriores. Si usas Windows, te recomendamos descargar únicamente los drivers certificados por las evaluacions del Windows Hardware Quality Labs (WHQL), que significa que han pasado varias pruebas de compatibilidad con las versiones en vigencia de Windows, la mayoría de drivers oficiales de los desarrolladores más conocidos tienen el certificado WHQL. Otro gran consejo es siempre revisar el espacio que tenemos disponible en nuestros discos duros para asegurar que por lo menos exista un 10% de espacio libre, lo cual es el nivel mínimo que el sistema operativo utiliza como memoria virtual. Si se está al borde de esa cantidad es necesario borrar los archivos y programas que ya no nos sean necesarios.



Ya traté todo lo anterior y mi computadora sigue congelándose, ¿qué hago?

Considera hablar con profesionales calificados para llegar al fondo del problema. No es sencillo diagnosticar problemas manualmente, pues hay demasiadas variables que tomar en cuenta una a una, y si no eres un profesional de IT, es muchísimo más difícil.

Si eres un usuario multimedia, estudiante, gamer o dueño de un pequeño negocio, puedes visitar la tienda de hardware o centro de reparación de computadoras más cercano, o llamar a un técnico calificado para que realice un diagnóstico o reparación.

Para grandes compañías, es mejor acudir a firmas de IT profesionales para que realicen el diagnóstico de la red de computadoras y determinen la causa del problema. En adición a su experticia, las compañías de IT se basan en herramientas automatizadas de carácter industrial para determinar con precisión los problemas y repararlos. En adición, también ofrecen  planes de servicios administrados en curso como una manera proactiva para minimizar o hasta eliminar problemas que surjan a futuro.



Si te gusto este artículo, dale “Me gusta” y compártelo, o si tienes alguna duda o quieres aportar al tema, puedes hacerlo en los comentarios.

Esto ha sido todo, nos vemos en el próximo artículo.
#RompiendoEsquemas

Posteado el 06/07/2016 Problemas y fixes 0 52131

Articulos relacionados

Leave a CommentLeave a Reply

You must be logged in to post a comment.

Menu

QR code

Vistos Recientemente

Comparar 0